Bibolini: “Estamos en la fase de vigilancia” ante la variante Delta

El doctor Julián Bibolini, médico infectólogo integrante del Consejo de Atención Integral de la Emergencia COVID-19, se refirió a la vacunación de los adolescentes de entre 12 y 17 años con factores de riesgo, a la vez que puntualizó sobre las acciones que se desarrollan ante la variante Delta.

Este martes 3 se comenzará a vacunar a los adolescentes entre 12 y 17 años con factores de riesgo de Formosa Capital y Clorinda inscriptos y aprobados en el registro online.

En declaraciones a AGENFOR, el especialista explicó que “en la Argentina hay dos vacunas aprobadas por la ANMAT para utilizar en adolescentes de 12 a 17 años inclusive, que son Pfizer y Moderna”.  

Agregó que “por ahora disponemos de una, la Moderna, que es similar a la Pfizer, que probablemente llegue más adelante”.

Respecto de la aplicación de la vacuna Moderna, explicó que debido a que todavía no se cuenta con la cantidad de dosis para cubrir a toda esa población etaria, “tenemos que priorizar”.

Por ello, se avanzará con las personas con factores de riesgo, ya que poseen más condiciones de evolucionar desfavorablemente si contraen el coronavirus.

Inmunización

A su vez, puso de resalto que “en el avance de la campaña de vacunación, trabajamos para completar al máximo posible las segundas dosis y cubrir a los que no se pudieron aplicar la primera dosis”.

En cuanto a la segunda dosis de la vacuna Sputnik, refirió a esta Agencia que “en el transcurso de estos días probablemente se defina” este tema, ya que “se está probando con AstraZeneca y he escuchado que es muy buena esa combinación”.  

Delta

Luego, el doctor Bibolini aludió a la variante Delta y puntualizó cómo Formosa trabaja en ese sentido: “Estamos en la fase de vigilancia, que incluye el control a los ingresos con los hisopados”, afirmó, recordando que se exige el estudio previo a la entrada a la provincia, en el ingreso y también al quinto y décimo día.

“Además enviamos muestras al Malbrán de distintos puntos, ya que se seleccionan aquellos que potencialmente sean más probables y los mandamos para el control”, agregó.

Precisó que “toda persona que al ingresar dé positivo tiene que ir a aislamiento”, al igual que quienes entran al país desde el extranjero deben cumplir una cuarentena de siete días. “Se aíslan por más que tengan el PCR negativo y se van de alta con el último estudio negativo”, acotó.

“La variante Delta se transmite muchísimo más fácil que las anteriores, por lo tanto más personas se van a contagiar y habrá más posibilidades de sobre-saturar los sistemas”, alertó, recalcando que “por eso hacemos tanto hincapié en el control y la vigilancia de los ingresantes”.

“Tenemos que aprender a convivir con el uso permanente del barbijo y el distanciamiento social –acentuó-. Ya tendría que ser una costumbre, algo cultural, así como lo veíamos en Japón mucho antes de esto. Hay que usar el barbijo, principalmente en los lugares donde hay mucha gente y más aún en sitios cerrados”.

Internados

Asimismo, precisó que actualmente hay 95 personas en Terapia Intensiva, haciendo uso principalmente de dos nosocomios. “Todo se está concentrando en el Hospital Evita y el Hospital de Alta Complejidad (HAC), mientras que el Hospital Central se va dejando para pacientes no COVID porque hay que ir administrando y habilitando los servicios, retomando las actividades pre-pico de la pandemia”, pormenorizó.

Explicó que “estas 95 personas son los pacientes que presentan peor pronóstico”, ya que “tienen entre el 50-80% de posibilidades de fallecer”. “Todo el esfuerzo, incluida la vacuna, es para evitar eso justamente”, cerró.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *